lunes, 10 de diciembre de 2007

Karlheinz Stockhausen

El día 5 de este mes, ha fallecido Karlheinz Stockhausen, pionero de la música electrónica (la de verdad, no el chunda-chunda). Sus obras no son accesibles, y algunas son más un experimento científico sobre las posibilidades sonoras y harmónicas (yo lo escribo con h, porque me sale de ahí) de los instrumentos tanto acústicos como electrónicos. Un genio en cuanto a la búsqueda, controvertido en cuanto a su apreciación.

Alumno de Olivier Messiaen en 1952, Messiaen estaba fascinado por el canto de los pájaros (en sus obras lo intentaba reproducir), y afirmaba que la sinestesia era fundamental en su música. Junto con Stockhausen fueron grandes representantes del serialismo.

Fue un hombre polémico, causó gran revuelo con sus declaraciones a propósito del atentado a las torres gemelas en Nueva York de las que, consultado por la prensa, dice: "Lo que sucedió allí -y ahora todos ustedes tienen que cambiar de chip- es la mayor obra de arte que haya existido jamás. Que unos espíritus hayan conseguido realizar, en un solo acto, algo con lo que ni siquiera podemos soñar en la música; que personas ensayen como locos durante diez años, totalmente fanáticos, para un solo concierto y luego morir... Es la mayor obra de arte que existe en todo el cosmos. Yo no podría. Comparado con esto, los compositores no somos nada."

Una de sus mayores extravagancias fue el "cuarteto para cuerda y helicópteros". Yo no soy capaz de apreciar la obra, aunque hay momentos en los que se vislumbra cierta conexión entre los instrumentos y los aparatos, sobre todo en lo que se refiere al sonido del aire y el ruido de las aspas. El viaje estaba medido claro está, no fue un trayecto al azar. Lo podéis ver y escuchar:



Es complicado, pero vale la pena.
Abrazos.

No hay comentarios: